Consejos prácticos para el cuidado del recién nacido

, Dejar un comentario

Cuidado del recien nacido

Si eres una madre primeriza, al principio puede que te sientas algo desorientada acerca del cuidado del recién nacido. No debes alarmarte por ello, es una situación normal. En primer lugar, es importante que tengas en cuenta las recomendaciones del pediatra y que consultes con él todo aquello que no sepas o con lo que tengas dudas. También es una buena opción que preguntes a padres más experimentados.

Tips para el cuidado del recién nacido

Desde su primer día de vida el cuidado del recién nacido necesita muestras de afecto, no tengas miedo de cogerle en brazos, acariciarle, hablarle e, incluso, cantarle. Pero ten cuidado con la higiene de tus manos, han de estar siempre limpias cuando toques al niño, son la fuente principal de infecciones.

Vigila el entorno en el que el bebé pasa la mayor parte del tiempo. Su habitación deberá estar bien ventilada, aunque sin corrientes de aire y a una temperatura agradable. Si el dormitorio tiene calefacción, es aconsejable poner algún recipiente con agua para humedecer el ambiente. Asimismo, al ponerlo en la cuna, colócalo de lado o boca arriba. Éstas son las posturas más seguras.

El llanto es inevitable, pero no siempre es por hambre. Puede que llore por otros motivos: calor, frío o sueño. Atiende al pequeño lo antes posible, pero no te obsesiones, y ten calma y paciencia. El sentido común y la intuición son las mejores herramientas que tiene una madre para cuidar de su hijo. Sin embargo, si te sientes cansada o nerviosa, es fundamental que pidas ayuda. No estarás actuando como una mala madre, sino todo lo contrario.

La mejor idea es organizarte y, como en las mejores empresas de seguridad, establecer un control de rondas para vigilar el sueño de tu bebe recién nacido quien es tu mayor tesoro.

Los mejores hábitos para un bebé sano

Evita a toda costa fumar en presencia del recién nacido. Él respira el mismo humo que la persona que fuma, algo muy perjudicial para los niños. También puede provocarles quemaduras accidentales. Asimismo, intenta que no haya contacto entre personas con enfermedades contagiosas como la gripe, ya que es mas fácil que se contaguien de culalquier virus o agente dañino que se encuentre en el ambiente, que realizar una investigacion de mercados en latinoamerica.

Si le das el pecho, no es recomendable que le ofrezcas un chupete, pues hace más difícil el inicio y disminuye el periodo de lactancia materna. Si lo utilizas, límpialo con agua cada vez que se caiga, hiérvelo con cierta frecuencia y reemplázalo a menudo.

El baño del pequeño será diario desde su nacimiento. Usa un jabón o gel neutro y una esponja específica para ello. No te preocupes si le mojas el obligo y ten presente que no hace falta esperar a que se le caiga para poder bañarlo. Comprueba que la temperatura del agua es la adecuada, en torno a los 35 grados centígrados.

Éstos son solo algunos de los tips para el cuidado del recién nacido. ¿Crees que nos faltaron algunos? Compártelos con el resto de la comunidad Qué Parto!

Pinterest
 

Dejar un comentario

(*) Obligatorio, tu email no se publicará